¿Qué es este bulto que tengo, un quiste o un lipoma?

Todos soñamos con tener una piel lisa y uniforme. Sin embargo, este deseo muchas veces se ve frustrado por la aparición de tumoraciones benignas que crean un relieve en la piel muy característico. Los lipomas y los quistes son de las más comunes y aunque son lesiones benignas, pueden crear cierta incomodidad a nivel físico y estético. Para tratarlos adecuadamente es necesario acudir a una clínica dermatológica donde dermatólgos expertos te puedan diagnosticar y tratar adecuadamente.

Tanto los lipomas como los quistes son lesiones muy frecuentes que aparecen como bultos que se forman debajo de la piel en cualquier zona del cuerpo. Aunque aparentemente ambas lesiones son muy similares, lo cierto es que presentan algunas diferencias. En Clínica Eguren Dermatología y Estética vamos a ayudarte a distinguir qué es un lipoma y qué es un quiste. ¿Son ambos bultos de grasa? ¡Lo aclaramos!

Sin embargo, hoy descubriremos cuál es la verdadera razón por la que nacen los lipomas y qué síntomas generan, además ver sus diferencias con el quiste. También te diremos la forma en que puedes eliminarlos fácilmente. Ahora bien, recuerda que debes hacerlo con ayuda de los expertos de una clínica dermatológica en Madrid.

¿Qué son y cuándo aparecen los lipomas?

lipoma en la pielLos lipomas son tumores benignos que aparecen por la acumulación de células adiposas o grasa. Aparecen en forma de tumoraciones, elevaciones de la piel, en cualquier zona del cuerpo. Generalmente se localizan entre la epidermis y el tejido muscular, y al tocarlos son blandos y no provocan dolor. Por el momento no se conoce una causa específica y certera que produzca los lipomas.

No obstante, lo que sí ha sido estudiado por los especialistas, es que la mayoría de las veces se ubican en la parte superior del tronco, especialmente en el área comprendida entre el cuello y la espalda. También existen casos en que los lipomas se desarrollan en las extremidades, como los brazos y los muslos; otras en las que se encuentran en los glúteos. Se determina, por tanto, que pueden aparecer en cualquier zona del cuerpo e incluso pueden aparecer varios lipomas a la vez.

Son más comunes en pacientes con edades comprendidas entre los 40 y 60 años. Para eliminarlos es necesario acudir a una clínica dermatológica donde te valore un profesional.

4 Causas de los lipomas

No existe un elemento específico que pueda desencadenar la aparición de estas lesiones benignas. Pero se pueden nombrar algunos factores que aumentan el riesgo de padecerlos.

Los lipomas son tumores benignos que aparecen por la acumulación de células adiposas o grasa

Es posible evitar muchos de ellos. No obstante, hay casos relacionados con la genética o la biología del paciente que solo se tratan una vez que hacen acto de presencia.

1. Genética

La primera causa se relaciona con el historial de la familia o la genética de la persona que lo padece. Un factor que es común mayormente cuando nos referimos a la lipomatosis familiar múltiple. Esta es una afección rara que se caracteriza por múltiples lipomas en el tronco y las extremidades (brazos y piernas), sin que generalmente, haya otros problemas.

Como su nombre indica, lipomatosis familiar múltiple se diagnostica cuando se produce una lipomatosis múltiple en más de un miembro de la familia, a menudo durante varias generaciones. Los lipomas son generalmente indoloros, pero pueden afectar la calidad de vida, ya que pueden ser numerosos y grandes. Aunque la herencia parece ser autosómica dominante, la causa genética subyacente es actualmente desconocida. El diagnóstico se hace con base en la presencia de lipomas y la historia familiar y se puede confirmar con una biopsia. El tratamiento se basa en los signos y síntomas presentes en cada persona.

2. Golpes o lesiones

Los traumatismos son otras de las causas por la que pueden aparecer los lipomas. Un golpe o lesión que propicie el crecimiento de una tumoración de consistencia blanda, que al pasar el tiempo no desaparece.

Determinar cuál es la razón del lipoma será posible con el apoyo de un experto en una clínica dermatológica. Si es tu caso, no dudes en asistir al médico lo antes posible.

3. Obesidad

No disponer de un peso adecuado es una de las causas principales por las que surgen diversas enfermedades en el individuo. Entre las más destacadas, a las que debes prestar mayor atención se encuentran: la diabetes, los problemas cardíacos y respiratorios.

No obstante, existen otras patologías inofensivas, pero resultan molestas para la imagen física, especialmente en las personas obesas. Uno de los más destacados en esta lista son los lipomas.

Es decir, cuanta mayor grasa hay en el cuerpo, aumentan las probabilidades de que surjan. Aunque vale la pena destacar que las personas delgadas podrían padecerlos.

4. Condiciones médicas

Otra de las causas que se relacionan con la aparición de los lipomas son las enfermedades del hígado o aquellas relacionadas con altos niveles de glucosa en la sangre, como la diabetes.

Entre las patologías poco comunes podemos mencionar la adiposis dolorosa. Consiste en la acumulación de grasa en el tejido celular cutáneo que presiona los nervios situados en las zonas cercanas a las articulaciones.

Por otro lado tenemos a la enfermedad de Madelung. Caracterizada por la presencia de masa con tejido adiposo en diferentes partes del cuerpo. O el síndrome de Cowden, donde surgen tumores benignos en los distintos órganos. Si notas o palpas una alteración en tu cuerpo a nivel cutáneo, lo mejor es ir a una clínica dermatológica lo antes posible para ser valorado por un profesional.

4 Tipos de lipoma

lipomaTodos los lipomas se caracterizan por ser tumoraciones que sobresalen bajo la piel lisa y al tocarlos tienden a moverse por su consistencia blanda. Pero a pesar de que cuentan con estructuras similares, también se aprecian ciertas diferencias de acuerdo al lugar donde se localicen.

1. Angiomiolipoma

Bajo este término nos referimos a un tumor hamartomatoso formado por vasos, tejido graso y músculo liso que tiende a aparecer en el riñón y en el contexto de una esclerosis tuberosa. Cuando es extrarrenal resulta raro y aparece frecuentemente en el antebrazo de hombres mayores, asintomático, de consistencia blanda y profunda y puede simular un quiste epidérmico, un lipoma o un tumor vascular.

2. Lipoma fusocelular

Este lipoma suele ser asintomático, apareciendo generalmente en pacientes de entre 40 y 70 años en la espalda, cuello o en los hombros de los pacientes afectados. Generalmente no aumenta su tamaño una vez que ha aparecido.

3. Lipomas polimórficos

Vale la pena destacar que estos lipomas no están constituidos únicamente por células adiposas, sino que también tienen en su interior células fusiformes.

4. Lipomas intramusculares

Este último tipo de lipomas son los que se encuentran localizados en la zona inferior del cuerpo. Es decir, en las piernas. Crecen cerca de los nervios periféricos.
Muchas veces no se notan de manera superficial, pero en algunos casos provocan dolor, o limitan el movimiento en el área donde se encuentran.
En cualquiera de los casos, es importante que una clínica dermatológica en Madrid evalúe tu lesión clínicamente con pruebas de imagen (en caso de que sea necesario) y determine la posibilidad de tratarlo con cirugía o no.

Clínica Eguren, tu referencia profesional para el cuidado de la piel en Madrid

Contamos con médicos dermatológicos con años de experiencia, preparados para valorar tu caso y brindarte alternativas útiles. Elimina esos bultos de grasa de forma segura mediante una solución totalmente eficaz, en manos de los mejores especialistas de Madrid.

te llamamos

 

Síntomas de los lipomas

Es importante saber diferenciar cuándo se trata de un simple lipoma. Por esta razón, debes evaluar los síntomas en compañía de un médico dermatólogo. Valora si tienes alguna de estas alteraciones:

Tumoración superficial

Lo más frecuente es que los lipomas sean superficiales y sobresalgan de la piel. Observa tu piel para confirmar si existen pequeños nódulos de grasa.

Tamaño pequeño

Por lo general son nódulos pequeños y suaves en un inicio, cuyo tamaño no supera los 3 centímetros. Aunque con el tiempo crecen lentamente hasta alcanzar los 10 centímetros.

Bordes y composición

Al estar constituidos por grasa se mueven al tocarse con los dedos. Su forma es redondeada, uniforme, y suelen palpitar de vez en cuando, sin ocasionar molestias al individuo que los padece.

Solo son dolorosos cuando adquieren un gran tamaño, presionan los nervios o vasos sanguíneos cercanos. Cualquier característica distinta a las mencionadas anteriormente debe ser sometida a evaluación para descartar que se trate de otra enfermedad.

En estos casos visita a un especialista experto que pertenezca a tu clínica dermatológica en Madrid de confianza. ¿No sabes dónde buscar? Comienza por acercarte al mejor centro de diagnóstico cercano a tu comunidad.

Cómo distinguir entre quiste y lipoma

¿El quiste y el lipoma son ambos bultos de grasa? No. 

El lipoma es un tumor benigno de tejido adiposo mientras que el quiste epidérmico es una acumulación de queratina. Al quiste epidérmico se le denomina comúnmente quiste sebáceo, aunque es en realidad una denominación errónea, ya que lo que se acumula en el interior de la cápsula no es grasa sino queratina. El Quiste epidérmico puede ser extraído en una sencilla intervención quirúrgica y se trata de una lesión encapsulada con un contenido blanquecino que no es grasa sino queratina.quiste - dermatologo El lipoma también también se extrae con una sencilla intervención quirúrgica y se trata de una proliferación grasa no encapsulada.

¿Por qué se originan?

El quiste epidérmico aparece por la obstrucción de la unidad pilosebácea, constituida por el folículo piloso y la glándula sebácea. Al producirse un taponamiento, las células se multiplican en la profundidad de la piel formando el abultamiento que llegamos a ver y palpar. El lipoma, por su parte, surge por la excesiva proliferación de células grasas, lo cual origina una acumulación de tejido adiposo. El lipoma, a diferencia del quiste, no suele contener una cápsula a su alrededor.

¿Cómo puedo identificarlos?

El quiste aparece como un bulto bajo la piel con forma de cúpula, de color amarillento-blanquecino y con un tamaño variable entre medio a 5cm. El quiste puede ser algo móvil pero se encuentra adherido a la piel. En ocasiones puede llegar a verse un punto negro. Ese punto representa el folículo a partir del cual se originó el quiste. Si apretamos la lesión saldrá un material cremoso, blanquecino, que huele mal. Es la queratina que el quiste contiene en su interior. Si el quiste se inflama se torna rojo, más abultado, caliente y doloroso a la palpación. En ocasiones llega a formarse un absceso y puede drenar a la piel dejando salir pus acumulado junto con los restos de queratina. El lipoma suele verse como un bulto redondeado, peor delimitado que el quiste, de consistencia gomosa y móvil. A diferencia del quiste no veremos un punto negro en la superficie y por mucho que apretemos no saldrá material a la superficie. Los lipomas no suelen inflamarse ni abscesificarse.

¿Dónde se ubican estos bultos ?

Pueden aparecer en cualquier parte del cuerpo, pero los quistes los vemos como un bulto en la espalda, un bulto detrás de la oreja y en la región posterior del cuello mientras que los lipomas aparecen generalmente en el tronco o en las extremidades.

Los lipomas no suelen inflamarse ni abscesificarse

¿Pueden malignizar? No

Tanto el quiste como el lipoma son lesiones benignas que no malignizan. El quiste puede, por un traumatismo, roce o manipulación, llegar a inflamarse, pero eso no significa que malignice.

¿Cómo puedo eliminar los bultos?

Al tratarse de lesiones benignas que crecen lentamente y persisten, la decisión de simplemente observarlos o eliminarlos dependerá de las molestias que puedan ocasionar, de la repercusión estética que tengan para el paciente y del deseo del propio paciente de eliminarlas o no.

En caso de decidir tratarlos, la cirugía es el tratamiento de elección. En Clínica Eguren realizamos cirugías de extirpación de este tipo de lesiones intentando dejar la mínima cicatriz posible. Es una intervención sencilla que se realiza con anestesia local y que permite al paciente reincorporarse a su actividad diaria con total normalidad.

Diagnóstico para tratamiento de la piel

Cuando acudas a tu clínica dermatológica te realizarán una serie de preguntas para llevar a cabo una adecuada historia clínica y posteriormente a esta información se procederá a realizar una exploración física con el fin de definir las características de la lesión a estudio.Si esta lesión resulta ser de consistencia blanda y con bordes bien definidos, lo más probable es que sospeche que se trata de un lipoma.

Sin embargo, para confirmar el diagnostico se realizará una biopsia que nos permitirá realizar un diagnóstico certero.

Finalmente, cuando tenemos dudas en la localización, tamaño, profundidad, se puede hacer una prueba de imagen, lo más frecuente es realizar una ECO de partes blandas y de alta frecuencia para llevar a cabo diagnóstico más certero.

¿Qué información nos dan los resultados?

Si efectivamente con las pruebas complementarias y la historia clínica (interrogatorio y exploración física) llegamos al juicio clínico de un lipoma, puesto que es una lesión benigna, se puede valorar tratamiento quirúrgico en la mayoría de ocasiones, pues si bien es una patología benigna que no genera complicaciones a largo plazo, es normal que la persona con un lipoma se sienta raro al notar una alteración en su cuerpo. Y lo más probable es que quiera recuperar su piel lisa, sin tumoraciones, es un motivo muy frecuente de consulta.

Para confirmar el diagnostico se realizará una biopsia que nos permitirá realizar un diagnóstico certero

En otros casos, el lipoma provoca dolor, molestia y para ello la solución es la extirpación de la lesión. El tratamiento ideal para ti lo acordarás con tu médico tratante, dependiendo de las características del lipoma.

 

Tratamiento para los lipomas y quistes

diagnóstico en la clínica egurenSi la persona decide deshacerse de de un lipoma o un quiste, puede acudir a un especialista, quien decidirá la mejor opción para su eliminación. Aunque se tratan de procesos sencillos, por lo general ambulatorios, que solo requieren de anestesia local.

Extirpación quirúrgica de un lipoma

Mediante anestesia local y en la mayoría de ocasiones, en un régimen de cirugía ambulatoria menor, se puede realizar la extirpación de cualquier lipoma cutáneo, en ocasiones son demasiado grandes y requiere de un manejo quirúrgico más complicado. Esta cirugía la lleva a cabo un dermatólogo con experiencia quirúrgica.

Una vez realizada la extirpación quirúrgica se procede a la hemostasia del lecho quirúrgico y posterior cierre del defecto mediante suturas reabsorbibles y suturas no reabsorbibles de distintos tipos tal y como considere el cirujano dermatológico. A pesar de que el procedimiento se lleva a cabo con mucho cuidado, en ocasiones pueden ocurrir complicaciones postoperatorias tipo hematoma, infección, necrosis de los tejidos, que aunque de forma infrecuente, pueden aparecer y requerir un manejo y control más estricto por parte de tu dermatólogo quirúrgico para llegar a la curación total de la zona.

En caso de que no tengamos ninguna complicación postoperatoria , a los 10-18 días , dependiendo de la localización y la experiencia del dermatológo, se realiza una retirada de los puntos y se darán indicaciones para favorecer la cicatrización y que la cicatriz sea lo más inadvertida posible

Extirpación quirúrgica de un quiste

Bajo anestesia local se realiza una incisión y vemos aparecer la lesión que se encuentra bajo la superficie cutánea. Tras extraerla se dan unos puntos de sutura para cerrar la incisión.

En el caso de que un quiste se inflame, los tratamos inicialmente con antibióticos y corticoides y una vez haya cedido la inflamación planificaremos la cirugía para su extirpación completa.

Desde Clínica Eguren te desaconsejamos que en casa intentes exprimir un quiste para vaciarlo porque lo único que lograrás es sacar la queratina que contiene, pero al dejar la cápsula dentro el quiste volverá a rellenarse. Además, la manipulación es una de las causas más frecuentes por las que los quistes pueden llegar a inflamarse.

En Clínica Eguren Dermatología y Estética queremos ser tu referencia en el cuidado de la piel.

Si tienes dudas sobre alguna lesión o deseas eliminarla por una cuestión estética o por molestias en Clínica Eguren valoraremos tu caso y te propondremos la solución más eficaz y resolutiva (fuera ese bulto detrás de la oreja o en la espalda!!!). Confía en Clínica Eguren Dermatología y Estética. Te esperamos.

 

dermatologia estética

Hay 12 comentarios en esta entrada

  1. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
    Carolina
    Hace 7 horas

    Tengo una lesión en la cara producida por el arañado de un gato, me han dado distintas versiones mala cicatrización, granuloma y quister . Me gustaría tratármelo sin necesidad de llegar a cirugía. Espero que me puedan asesorar e indicarme el problema ya que tengo dudas sobre el tipo de lesión.

    Responder
    1. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
      Cristina Eguren
      Hace 15 horas

      Necesitamos valorar la lesión. Una opción sea probablemente realizar un laser fraccionado no ablativo. Un saludo

      Responder
  2. Logra una piel sana y bonita - Tu dermatólogo Madrid
    Hace 1 hora

    […] capacitados para extirpar tumores malignos y lesiones benignas pero molestas o antiestéticas como verrugas, quistes, lipomas, angiomas, lunares… En Clínica Eguren disponemos de la infraestructura y equipamiento necesarios para llevar a cabo […]

    Responder
  3. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
    Zonia
    Hace 3 horas

    Buenas tardes. Tengo un quiste en la nariz y me gustaría quitármelo. Estoy interesada en un presupuesto. Además tengo un lunar o mancha que también quiero quitarme. Gracias

    Responder
    1. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
      Cristina Eguren
      Hace 15 horas

      Habría que valorar exactamente el tipo de lesión y “mancha”, tamaño de la misma, tipo de cirugía que requiere…

      Responder
  4. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
    Eva
    Hace 7 horas

    Hola. Tengo un niño de 5 años con un quiste en la cara me dijeron que necesita anestesia general. Ustedes también lo quitan con anestesia general X tratarse de un niño? Un saludo

    Responder
    1. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
      Cristina Eguren
      Hace 15 horas

      Sí, disponemos del servicio de anestesia para sedar al paciente si así se requiere, tanto niños como adultos. Un saludo

      Responder
  5. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
    Jorge
    Hace 14 horas

    Buenas tardes! Tengo 22 años con un tumor bajo mi axila a la altura del seno izquierdo y me han dicho desde pequeño que no es nada malo y nunca me han dado un tratamiento!
    Me preocupa por que solo me han revisado a puro tacto sin estudios de nada! Me gustaría quitarmelo..

    Responder
    1. Dermatólogo Madrid - Clínica Dermatología y Estética Eguren
      Clínica Eguren
      Hace 2 horas

      Buenas Jorge, ante todo disculpa por la demora. Hemos tenido un problema técnico y no hemos podido visualizar tu comentario hasta ahora. Lo mejor sería hacer una valoración en consulta. Puedes ponerte en contacto con nosotros a través del teléfono de la clínica 630 74 38 00 y concertar una cita porque por este medio, sin verte, no puedo decirte mucho más.

      Responder

Deja tu comentario

*